El Departamento de Justicia de los Estados Unidos acusó al exchange KuCoin y sus fundadores de violaciones de la Ley de Secreto Bancario.

El exchange y dos de sus fundadores fueron acusados por «conspirar para violar la Ley de Secreto Bancario al no operar un programa compatible contra el lavado de dinero». Como resultado, supuestamente permitieron que el lavado de dinero y la actividad terrorista se canalizaran a través de la plataforma.

«Como se alega, al no implementar ni siquiera políticas básicas contra el lavado de dinero, los acusados permitieron que KuCoin operara en las sombras de los mercados financieros y fuera utilizado como refugio para el lavado de dinero ilícito, con KuCoin recibiendo más de $5 mil millones y enviando más de $4 miles de millones de fondos sospechosos y criminales», dijo el fiscal federal Damian Williams en un comunicado.

Los fundadores de KuCoin, Chun Gan y Ke Tang, ambos ciudadanos chinos, fueron acusados junto con Flashdot Limited, Peken Global Limited y Phoenixfin Private Limited. Los fundadores siguen prófugos. KuCoin también operaba un negocio de transmisión de dinero sin licencia.

Se alega que la empresa buscó negocios con clientes estadounidenses para sus operaciones al contado y de futuros. El Departamento de Justicia dice que KuCoin no se registró como empresa de transferencia de dinero en la Red de Ejecución de Delitos Financieros (FinCEN) del Departamento del Tesoro de USA, ni como comerciante de comisiones de futuros en la Comisión de Comercio de Futuros y Productos Básicos de USA (CFTC).

«Hoy, expusimos uno de los intercambios de criptomonedas más grandes del mundo por lo que nuestra investigación descubrió que es realmente: una supuesta conspiración criminal multimillonaria», dijo el agente especial interino a cargo de HSI, Darren McCormack.

Los federales alegan que KuCoin no implementó un programa de conocimiento de su cliente (KYC) hasta julio de 2023, y solo para nuevos clientes. No solicitó dichos datos a los clientes existentes, afirma el Departamento de Justicia. Los federales alegan además que KuCoin atrajo directamente a los clientes estadounidenses en sus esfuerzos de marketing, pero también trató de ocultar su conocimiento de que tenía clientes en el país.

La noticia de los cargos del Departamento de Justicia contra KuCoin tuvo un fuerte impacto en el ecosistema criptográfico del intercambio, provocando que el valor de las acciones de KuCoin (KCS) cayera en picada.

El romanticismo de KuCoin aparece en su sitio web, relatando que detrás de KuCoin «hay dos frikis de la tecnología que fueron de los primeros en adoptar la blockchain.  Michael y Eric se dieron cuenta de que se estaba remodelando el sistema financiero para que no solo sirviera a los más ricos, sino a todos los ciudadanos del mundo, incluso a los menos formados, desempleados y no bancarizados. A finales de 2013, escribieron las primeras partes del código de KuCoin en una cafetería, y comenzaron un People’s Exchange que permitiría a todos involucrarse en las criptomonedas». Por ahora, la empresa ha indicado que todo funciona con normalidad, según este tweet:

 

El debate está abierto: ¿Debe meterse el Estado en nombre de la defensa de los secretos entre privados? El argumento de los burócratas es siempre: «lo hacemos por tu bien…».

Print Friendly, PDF & Email